Vivimos en un mundo de autointerrupciones

Una sorpresa que se han llevado muchos alumnos de nuestro curso online Sin Interrupciones es descubrir que la causa principal de las interrupciones son ellos mismo.

Es sus reflexiones a raíz del libro Esclavos del tiempo de Judy Wajcman, Julen Iturbe comenta:

Por una parte hay que considerar que las interrupciones mediadas tecnológicamente son, en promedio, más breves que las presenciales. Sí, ojo con atribuir a las tecnologías ese robo de tiempo que anuncia la fragmentación del trabajo. El caso, y es adonde quería ir, es que «con mucho, el principal elemento iniciador de los distintos episodios de trabajo son los propios trabajadores, que constituyen la razón del cambio una media de 65 veces en cada jornada laboral». Es decir, que somos nosotros mismos quienes nos vamos a otra tarea 8 veces a la hora.

La pregunta más interesante que contesta Julen es «¿Las interrupciones constituyen un problema real?».

Y estoy muy de acuerdo con Julen cuando llegue a la conclusión de que, como muchos otros temas de la efectividad personal, eso «depende»…

Jeroen Sangers

Mentor artesano especializado en la Efectividad 2.0 para personas y equipos de trabajo.