Primero el hábito, luego las herramientas

Cambiar tus hábitos productivos es bastante complicado. Si al mismo tiempo también tienes que aprender cómo funciona una aplicación nueva, tus posibilidades de tener éxito serán muy pequeñas.

Jerónimo Sánchez opina lo mismo que yo, que hay que dejar las herramientas para más tarde y enfocarte primero en tus hábitos:

cada vez que enfrentamos un cambio o mejora personal, nuestra tendencia siempre es buscar la solución primero fuera de nosotros. Y sé de lo que hablo.

Jeroen Sangers

Mentor artesano especializado en la Efectividad 2.0 para personas y equipos de trabajo.