Mejora continúa con objetivos, hábitos, rutinas y sistemas

Hay cuatro maneras para implementar una mejora continúa: mediante objetivos, hábitos, rutinas o sistemas. David Torné explica cómo podemos utilizar estas herramientas.

Si los hábitos crean una forma de actuar asertiva, las rutinas establecen una forma sistematizada de hacer las cosas. Son tareas que aparecen en nuestra agenda con una frecuencia regular, pero también aquellas tareas resolubles de una forma sistematizada

Jeroen Sangers

Mentor artesano especializado en la Efectividad 2.0 para personas y equipos de trabajo.