Por qué no es buena idea empezar a trabajar a las 4 de la mañana

La semana pasada leí este artículo en El País sobre los beneficios de madrugar:

Su despertador suena a las cuatro de la madrugada por elección, no por obligación. A esa hora no hay ruido ni real, ni social: el teléfono está mudo, las redes sociales desiertas y la mayoría aún duerme. La hora perfecta para empezar a trabajar, para ellos, es antes del amanecer. Una rutina laboral que cada vez gana más adeptos, que han rediseñado su horario para aumentar su productividad y ganarle horas al día.

Creo que el articulo podría haber explicado mejor de qué se trata. Tendrían que haber separado los principios de la implementación.1

El objetivo de empezar a trabajar a las cuatro es utilizar tus mejoras horas para hacer tu mejor trabajo sin interrupciones.

Primero, para hacer tu mejor trabajo es imprescindible estar en buenas condiciones, es decir, haber dormido lo suficiente.

Por eso, y no está explicado en este artículo, hay que saber que la única manera sostenible de empezar antes no es poner el despertador más temprano, sino de acostarte antes de la hora habitual. Lo mejor es hacerlo poco a poco con un cambio de 15 minutos pos semana. Al final, para levantarte a las 4, hay que ir a dormir a las 20:00.

Creo que madrugar tanto no es algo factible para la mayoría de las personas, debido a sus compromisos sociales por las tardes. Para ellos, quizás es mejor buscar otras formas de tener las primeras horas del día sin distracciones. Estoy pensando, por ejemplo, en salir más tarde a la oficina y utilizar las primeras dos o tres horas del día para trabajar desde casa.

Resumiendo:

  • Las primeras horas del día son las en que eres capaz de hacer tu mejor trabajo.
  • El trabajo moderno requiere grandes bloques de tiempo sin interrupciones.
  • Hay que dormir suficiente para estar en condiciones para hacer un buen trabajo.
  • Si tu entorno laboral no está preparado para concentrarte2 hay que cambiar de oficina. Si eso no es posible y no te importa ser antisocial porque debes acostarte cada día a las 20:00, podrás pensar en levantarte a las 4:00.

  1. Un problema bastante común presente en la mayoría de los textos sobre la productividad persona — incluyendo mis textos. ↩︎
  2. Desafortunadamente, gracias a la moda de las ‘oficinas abiertas’ hay muy pocas oficinas que están optimizadas para trabajar. ↩︎

Jeroen Sangers

el Canasto, Carrer Magí Morera 29-1, Lleida, CT, 25006, Spain

Management consultant artesano y conferenciante de alto impacto especializado en la productividad 2.0 para personas, equipos de trabajo y organizaciones.