A la gente no se le puede enseñar nada si no quiere

Estoy de acuerdo con Alejandro Vázquez:

Si veo alguien en la audiencia escéptico (el lenguaje gestual es muy traicionero), sencillamente lo abandono. Es imposible que aprenda aquel que no quiere hacerlo y además no estoy dispuesto a poner energía en quien menos interés muestra, habiendo gente que cree que puede mejorar con GTD.

Cuando hablo con empresas sobre la formación de productividad personal, siempre insisto que la participación debería ser voluntaria. Para realmente mejorar la productividad, no basta con la asistencia en la clase. El trabajo de verdad empieza después de la formación, cuando los participantes aplican los consejos en su trabajo y intentan de cambiar sus hábitos. Alguien que no está motivado, no hará este esfuerzo y no tendrá ningún beneficio del curso. Aún peor, ha perdido las horas que estaba en la clase.

Jeroen Sangers

el Canasto, Carrer Magí Morera 29-1, Lleida, CT, 25006, Spain

Management consultant artesano y conferenciante de alto impacto especializado en la productividad 2.0 para personas, equipos de trabajo y organizaciones.